La plumeria es un árbol tropical que crece rápido y produce una gran cantidad de flores aromáticas entre los meses de marzo y octubre. Puede alcanzar una altura de 9 m (30 pies) cuando está madura. También se le conoce como frangipani y requiere un clima cálido para desarrollarse. Si bien no soporta un invierno con temperaturas bajo cero, puedes plantarla en una maceta y traerla al interior de tu casa cuando haga frío. Para que tu plumeria crezca fuerte y hermosa, solo necesitas elegir el lugar adecuado, asegurarte de no regarla en exceso y cuidar de ella según la estación.

 

  1. Riega la plumeria según la estación. Debes regarla con frecuencia, al menos una vez por semana, cuando está en pleno florecimiento (desde marzo o abril hasta noviembre o diciembre). Deja de regarla cuando sus hojas empiecen a caerse y no la riegues mientras está inactiva o es la primera vez que echa raíces. Regarla en exceso es un gran peligro para ella. Para asegurarte de que esto no sea así, deja que la tierra se seque por completo entre cada riego.

    • A la hora de regarla, agrega suficiente agua para humedecer la tierra, pero nunca debe encharcarse por encima. La cantidad adecuada de agua varía según el tamaño de la planta.
     No es necesario ningún fertilizante o cuidado durante el periodo de inactividad en los meses de invierno.
  2. Aplica un fertilizante rico en fósforo. Durante su periodo de florecimiento, agrega a la plumeria un fertilizante rico en fósforo dos veces al mes, por ejemplo, de 10-30-10 (el número del medio es el fósforo). Dilúyelo agregando 1 o 2 cucharaditas por cada 4 litros (1 galón) de agua. Luego aplica una cantidad suficiente de esta solución para humedecer la tierra.
  3. Pódala si es necesario. La plumeria no necesita que la podes con frecuencia, pero puedes podarla al final del invierno si las ramas crecen muy largas. Solo corta las ramas hacia atrás en un 1/3. De este modo, mejorarás la salud de la planta y la ayudarás a crecer mejor.
  4. Controla las plagas. Ciertos insectos pueden dañar las plumerias, entre ellos los ácaros, las moscas y los pulgones. Si notas la presencia de insectos en tu planta, aplica en las hojas un aceite de horticultura o un insecticida como malatión. Es probable que necesites aplicarlo más de una vez para combatir los insectos con eficacia. No olvides seguir las instrucciones del producto para mejores resultados.
  5. Trasládala al interior en invierno.La planta puede sobrevivir sin luz del sol durante el invierno, pero se desarrollará mejor la próxima estación si la has expuesto a la luz durante su almacenamiento. Usa luces fluorescentes si no hay ventanas en tu garaje o sótano.
    Si la plumeria está en un recipiente al exterior, llévala al interior de tu casa en invierno. Puedes almacenarla en el garaje o el sótano siempre y cuando la temperatura no descienda por debajo de los 13 °C (55 °F). No olvides mantenerla seca y caliente durante su periodo de inactividad.
  6. Corta esquejes o recolecta semillas para propagarlos. En primavera u otoño, corta las puntas del tallo hasta 30 a 60 cm (1 a 2 pies) de largo y deja que se asienten mínimo 2 semanas antes de plantarlas. Puedes recolectar las semillas una vez que la vaina se abra. Mantenlas secas hasta que sea el momento de plantarlas. Las semillas secas duran unos 3 meses.
     Pero si es muy grande para cambiarla de maceta, retira unos cuantos centímetros de tierra de la parte superior y agrégale tierra fresca por encima.
  7. Cambia de maceta la planta cuando las raíces hayan llenado su recipiente. Si la plumeria sobrepasa su recipiente, es hora de trasladarla a la maceta del siguiente tamaño. Por ejemplo, si en la actualidad está en una maceta de 4 litros (1 galón), pásala a otra de 9,5 litros (2,5 galones). La plumeria solo crecerá más larga si sus raíces tienen suficiente espacio para crecer

    Consejos

    • Ten cuidado de no regar en exceso la plumeria o de lo contrario, la dañarás.

    Advertencias

    • La plumeria no tolera las heladas en lo absoluto. Las partes de la planta que estén expuestas a temperaturas bajo cero, morirán.

    Cosas que necesitarás

    • una planta de plumeria
    • un recipiente resistente con agujeros de drenaje para cultivar al interior
    • una mezcla de cactus comercial o mezcla de macetas para todo uso para cultivar al interior
    • un fertilizante granulado rico en fósforo